La playa es un lugar para disfrutar, sin embargo, uno en donde también nos tenemos que cuidar más. Si vas a ir a la playa, no pierdas de vista estos consejos para cuidar tu salud y hacer que tu vista sea mucho más segura y consigas disfrutar sin que esto tenga alguna consecuencia negativa para tu salud.

Consejos saludables para un día en la playa

Para tener un día redondo de playa no dejes de tener en cuenta estos consejos saludables:

Cuidado con el sol

Uno de los aspectos que más tenemos que cuidar en la playa, es la exposición al sol. Si utilizas un bronceador, asegúrate de que este sea el adecuado para tu tipo de piel, que cuente con la protección adecuada y por supuesto, que no te quede ninguna zona de tu cuerpo sin aplicación.

Además, deberás de repetir el proceso cada hora y cada vez que te des un baño, de esta forma, estarás siempre protegido.

Respeta las banderas

Todas las playas españolas cuentan con una señalización a modo de banderas. Estas banderas indican cuando el agua está tranquila para poder bañarse y cuando es más peligroso para extremar las precauciones. Sigue siempre estas indicaciones al pie de la letra y procura no bañarte cuando no haya socorrista.

Utiliza los complementos adecuados

Además del bronceador, unas buenas gafas de sol con protección nos ayudarán a poder disfrutar mejor de las vistas y por supuesto, a cuidar nuestra salud ocular.

Por lo demás, es necesario disponer del calzado necesario, no solo para evitar quemarnos con la arena, si no también por si queremos pasar por algún tipo de roca o acantilado a tal efecto.

Hidratación

La hidratación siempre es importante y en verano, mucho más. Acuérdate de hidratarte cada cierto tiempo, no solo refrescando tu piel cuando más calor tengas, si no también bebiendo algo de agua, a pesar de no tener sed. De esta forma, evitaremos sustos innecesarios.

Via | cosasdesalud